Tres estilos de decoración a elegir para hacer de tu habitación tu lugar favorito

Tres estilos de decoración a elegir para hacer de tu habitación tu lugar favorito

¿Quieres decorar tu habitación de forma que refleje tu personalidad pero todavía no tienes claro que etilo quieres darle?, ¿quieres que tu dormitorio sea tu lugar favorito de toda la casa?, ¿estás cansada de tu habita de siempre? Pues bien, si es así, has venido a buen sitio porque en este post, ta vamos a hablar de los 3 estilos más actuales y modernos, para que puedas dormir y relajarte en la habitación de tus sueños: el estilo nórdico, el estilo scandi boho y el estilo wabi sabi. Y después, tu eliges el que más te guste.

Decorar el dormitorio al estilo nórdico

El estilo nórdico o estilo escandinavo o simplemente Scandi, tiene su origen en Finlandia, Noruega, Dinamarca y Suecia, sin embargo, ha sido muy bien recibido en el resto de países y continentes, convirtiéndose en el estilo más de moda en la actualidad.

Este estilo se ha ido renovando con el tiempo hasta convertirse en una decoración que apuesta por la sofisticación, sobriedad y la armonía, que aporta la calidez necesaria para combatir el frío del invierno. Se trata de aprovechar los recursos naturales que le rodean, desde la luz hasta la madera, ofreciendo resultados sorprendentes.

Debido al frío que hace en los países escandinavos y a la necesidad de pasar tanto tiempo en casa, la decoración nórdica persigue crear espacios lo más acogedores y confortables posibles. Para ello, se usan textiles cálidos, a fin de que el dormitorio sea acogedor y confortable, como la lana y el lino. Fundas nórdicas, edredones, mantas y sabanas de lino, son perfectas en este tipo de decoración.

El orden y minimalismo en las habitaciones nórdicas es fundamental, ya que, como hemos señalado, los nórdicos han de pasar una buena parte de su tiempo en el interior de su vivienda. Por ello, sus habitaciones presentan siempre un aspecto ordenado y visualmente relajante, evitando todo desorden innecesario. Por eso lo mejor es el tipo de decoración minimalista, que a la vez que es funcional y elegante, mejora el estado de ánimo.

Elige colores neutros en la decoración nórdica. Los escandinavos no emplean colores vivos en la decoración de su vivienda, sino colores neutros: blancos, grises, negros y marrones. Pese a esto, las habitaciones nórdicas no son para nada ni frías ni sosas, ya que usan colores complementarios superpuestos.

Pero a pesar de ello, las habitaciones de estilo nórdico, nunca parecen frías o aburridas, debido a la superposición de colores complementarios.

Los muebles de mimbre y rattán, y todo tipo de accesorios realizados con fibras naturales, son ideales en los dormitorios blancos o con tonos neutros, del estilo nórdico. Se trata de fibras 100% naturales y «eco-friendlys» que además de aportar calidez,combinan a la perfección con los colores característicos de la decoración nórdica.

En los dormitorios nórdicos, se usan mucho las láminas y las fotos para decorar las paredes, así ilustraciones, diseños gráficos y patrones geométricos y rallas.

Decorar el dormitorio al estilo scandi boh

El estilo scandi boh consiste en una combinación entre lo escandinavo y lo bohemio, juntando lo mejor de ambos estilos. Esta mezcla ofrece como resultado una decoración donde resaltan las texturas, y los elementos naturales como la madera, pieles o cestas tejidas.

Es un tipo de decoración muy común en Europa y Australia, y es muy limpio y luminoso, al jugar con el color blanco de los interiores escandinavos con los muebles y los accesorios étnicos de la decoración boho. Alfombras étnicas, mantas handira, cojines étnicos, muebles de madera de Marruecos y la India…

Las alfombras étnicas son las favoritas de los diseñadores de todo el mundo, y en especial, la alfombra Beni Ouarain de Marruecos. Los patrones consisten en líneas marrones y negras o formas abstractas sobre un fondo blanco o crema. Otra de las alfombras marroquíes más deseadas es la alfombra Azilal. Fuertemente decoradas y con intrincados y delicados patrones bereberes, las Azilal que aporta a las habitaciones un toque nómada y bohemio.

Las mantas Handira de Marruecos son hechas a mano y son de lana natural 100% de oveja, algodón y lino, y con sus lentejuelas, flecos de plata y un montón de abalorios, son perfectas en el tipo de decoración scandi boh.

Las fundas Ikat, Batik, Bogolan y Handira son las que más se usan para tapizar los cojines de estilo étnico.

Los muebles de madera de Marruecos y la India son ideales en este tipo de decoración: de la India, teca del Himalaya, acacia, sándalo y mango. De Marruecos, cedro, limonero y ébano.

También van de maravilla las manillas elegantes de Mani Grip, una empresa fundada en 1992 que cuenta con muchos años de experiencia en el sector de la manillería y herrajes, siendo especialistas en manivelas y más concretamente manivelas de latón clásicas, siendo fabricantes de manillas, manivelas, manillones, herrajes, pomos, manetas, etc. Sus manivelas y herrajes de puerta están hechos con latón. Pero también cuentan con una gran variedad de artículos de porcelana, con unos acabados que marcan la diferencia.

Decorar el dormitorio al estilo wabi sabi

El wabi sabi es el arte de la imperfección, de asumir el ciclo natural de las cosas y contemplar la naturaleza en todo su esplendor.

Es el estilo perfecto para todas aquellas personas que buscan un dormitorio más íntimo y con menos luz, inspirado en la estética japonesa del wabi sabi, o el arte japonés de apreciar la belleza en las imperfecciones, siendo en este sentido, fundamental el paso del tiempo.

Este estilo se apoya en 3 principios básicos: nada es perfecto, nada es permanente, nada está completo.

Son muy apreciadas en este tipo de decoración, las grietas y las hendiduras en los objetos, las marcas debidas al paso del tiempo, el clima y el uso, los materiales naturales, los colores apagados, las pinturas descascaradas, los oxidados, los textiles deshilachados, y sobre todo, poca luz

La elección del color en un dormitorio es de lo más importante.Elije colores neutros, cremas o terrosos, suaves y decide si quieres un tono frío o cálido. Los colores cálidos aportan energía y los colores fríos son calmantes y relajantes. Los tonos neutros beige, gris y blanco, son elegantes, y acogedores.

27 enero, 2020