Especializa tu farmacia en bebés y niños

Especializa tu farmacia en bebés y niños

Si alguna vez has asistido a algún curso o máster de las escuelas negocios una de las cosas que más habrás escuchado por parte de los profesores es que para tener éxito empresarial conviene especializarse, aportar a los clientes y socios algo en lo que no tengamos una fuerte competencia. Y si encima lo hacemos bien, los vamos a fidelizar. Es por esto que hoy vamos a proponerte una nueva manera de sacar más rentabilidad a tu farmacia, que de por sí es ya una gran inversión, de ahí que sea conveniente explotarla al máximo para sacarle cuanto más beneficios, mejor. Nuestro leitmotiv va a girar en crear un espacio dentro del establecimiento que la haga atractiva para todos aquellos padres con hijos de corta edad. Los pesabebés de Expofarm, una gran variedad de alimentación para los más pequeños y otro tipo de artículos, conseguirán que nuestra farmacia sea un referente dentro de nuestro público objetivo o target.

Vamos a explicarlo de una forma sencilla, empezando por las necesidades de este tipo de compradores. Los padres son un público que no tiene reparos en gastar dinero para dotar a sus hijos de todo lo mejor. Prefieren privarse ellos de algo imprescindible antes que dejar a sus hijos sin un juguete muchas veces. De ahí que les guste comprar en las farmacias, porque siente que son productos de confianza. Incluso si lo que vende la farmacia son pañales, creen que solamente por el hecho de salir de este tipo de establecimiento son mejores que los que pueden encontrar en cualquier supermercado. Está claro que no es así con todos los artículos, pero lo cierto es que en la mayoría de las ocasiones sí, porque las farmacias realizan una mayor selección de aquello que venden y son un filtro mucho más estricto para los proveedores.

Así, si conseguimos equipar nuestra farmacia lo suficientemente bien como para que no necesiten acudir a otro tipo de establecimientos para comprar los artículos básicos para sus bebés, nos habremos convertido en un referente. Más si a nuestro alrededor las demás boticas no modifican su estrategia y siguen sin especializarse en nada en concreto.

Esto no quita que dejemos de vender los mismos productos de siempre, los medicamentos o incluso las cremas antiedad, se trata únicamente de mejorar nuestra selección de productos para un tipo de público determinados: los padres y sus bebés.

¿Qué les podemos ofrecer para que nos elijan a nosotros?

Pues bien, se trata de contar con una amplia gama de productos para los más pequeños de la casa y para su cuidado y el de sus papás. Por ejemplo, si antes teníamos simplemente un par de biberones, o si estos eran de una sola marca, deberíamos agrandar el espectro y darle un abanico más grande donde elegir. Asimismo, en las farmacias es posible también poner a la venta alimentación para los más pequeños, cremitas, pañales, productos para el baño, chupetes, etc. De todo esto que es básico debemos aportar un plus dando muchas más opciones para elegir.

Y después, podemos atraer a los padres con más detalles. Por ejemplo, si vendemos un chupete, ¿por qué no comercializamos también una cadenita para que los pequeños lo cuelguen y nunca se les pierda? Y si vendemos biberones, ¿no estaría bien que pudiésemos tener también las fundas para introducirlos y que estos no pierdan el calor con el que han salido de casa? Si lo colocamos todo estratégicamente, con alguien de visión de negocio, veremos crecer las ventas de forma exponencial.

Y vamos más allá, además de los artículos para bebés, otra forma de especializarnos en este tipo de público es ofrecerles también unos servicios propios para ellos. Una muestra de esto sería comprar máquinas pesabebés para que los papás no tengan que ir constantemente al pediatra para saber cuánto pesa su pequeño. Estamos acostumbrados a ver básculas para adultos en las farmacias, pero pocas cuentan con un servicio especializado en los más pequeños. En la empresa Expofarm, especialista en productos para farmacias, las venden a muy buen precio y de una gran calidad. Y será una inversión que nos volverá enseguida en forma de más clientes y más compras en nuestro establecimiento.

Asimismo, nos podemos formar un poco para ofrecer también asesoramiento a los padres en determinadas cuestiones, como hasta cuándo es recomendable usar el chupete, si conviene más lactancia o el biberón, etc., o incluso podemos ayudarles con problemas leves de la salud de los pequeños para que no tengan que acudir siempre al médico.

29 septiembre, 2017